fbpx

Historias que inspiran

Ciencias Psicológicas
Noticias
4 noviembre, 2019

Con mucha alegría seguimos compartiendo con ustedes historias que nos inspiran, testimonios de estudiantes y graduados que han pasado por nuestra casa. En esta oportunidad, compartimos las palabras de Liliana Colautti, licenciada en Psicología.

Mi nombre es Liliana Colautti, soy egresada de la Universidad Kennedy, en la que cursé mi segunda carrera, la Licenciatura en Psicología, un pendiente desde hacía varios años en los que ejercí mi otra profesión. Pero los pendientes siempre vuelven, tal como su nombre nos dice, penden de nuestros pensamientos, de nuestros sueños, en fin, de nuestros deseos… hasta que en algún momento, tal vez también pendular de nuestro tiempo, comienzan a pro-pender y cuando nos damos cuenta allí están formando parte de esa realidad antes fantaseada.    

Si bien desde muy joven estuve relacionada con la literatura, primero como lectora y luego animándome a los primeros escritos, fue en los últimos años que comencé en forma más dedicada a la escritura. Y claro, en ese sentido la Universidad Kennedy tuvo su influencia. Su formación académica, el psicoanálisis, la filosofía, y la articulación entre la literatura y esas disciplinas en una línea muy sutil y al mismo tiempo de gran solidez, hicieron que se pusieran en marcha mis inicios en la escritura más formal. Así es como me encuentro en estos momentos embarcada en la enigmática actividad de escribir, a partir de la cual ya vieron la luz tres ensayos que discurren entre el psicoanálisis, la literatura y lo social.

Dice Freud: “Cualquiera que despierto se comportase como lo hiciera en sueños sería tomado por loco”.

Gobernados por la condensación y el desplazamiento, los sueños hacen que por algunos momentos podamos vivir la certeza de la locura. Tal como en esos otros sueños, los anhelados, los de la consciencia, los que nos proyectan a pensarnos más cerca de nuestros deseos, que, gobernados por la incertidumbre neurótica, nos impulsan a conseguirlos.

Y el camino en ese sentido, solo tiene el trayecto, ya que el final será el final de los sueños.

Entusiasmo y aliento, entonces, a todos los que transitan este camino de conocimientos, de anhelos y de incertidumbres, en nuestra querida Universidad Kennedy.    

Liliana Colautti
Licenciada en Psicología